En 2021, celebrando su 5ª edición como festival, Nudo, festival de poesía desatada celebra la alegría.

 

Hablemos de belleza. Hablemos de crear, dar vida. Hablemos de manos en movimiento. Hablemos de piel y cuerpo, de abrir los ojos,  pestañear una, dos, tres veces. Hablemos de estar, de ser, de sentir. Hablemos de nosotras, de vosotros. De cómo estamos, de cómo nos bulle el cerebro, de cómo se nos pone la piel de gallina, de cómo nos brota el llanto o la carcajada. Decía Marco Aurelio hace muchísimo tiempo: “Cuando te levantes por la mañana, piensa en el privilegio de vivir: respirar, pensar, disfrutar, amar”. Hablemos de eso. Pensemos en eso un instante. Porque a pesar del año que llevamos, de nuestros cataclismos cotidianos, seguimos aquí, al pie del cañón. Y estamos enteras. Y estamos vivos. Con tremendas ganas de gritar, de saltar, de bailar, de compartir, de dar. Queremos celebrar eso. Que la alegría nos sostiene, que existe aún el torrente fértil y hermoso. Que somos unos privilegiados. Que seguimos aquí, surcando el camino bajo la pálida luz que todo lo baña, que no hay fin sino muchos comienzos, que hay entusiasmo, que queremos más tribu, más belleza, más poesía. Que sentimos el dolor y el gozo, que es eso, sí, el calambre diario de la vida en todo su esplendor.